El crédito hipotecario

| 30 Octubre, 2012 | 0 Comentarios

El crédito hipotecario es una oportunidad de adquirir una propiedad, sin tener que aportar de golpe una cantidad importante de dinero.

El contrato del crédito, consta en una entidad financiera, ya sea banco, caja de ahorro, etc, ofrece una línea de financiación o préstamo a un titular, quien puede ir disponiendo de cantidades que necesite. Esta es una de las principales diferencias con respecto a un préstamo convencional, donde la cantidad inicial es fija y sólo hay una entrega de dinero por parte de la entidad financiera. El titular debe devolver la cantidad prestada en los plazos y condiciones pactadas entre la entidad y el titular.

En el caso de que el titular incumpla con lo pactado, la entidad puede ejecutar el bien hipotecado ante un juez para saldar la deuda. El crédito se formaliza en escritura pública para poder ser inscrito en el Registro de la Propiedad.

Para saber que estamos en condiciones de adquirir un crédito hipotecario tenemos que hacernos estas cuatro preguntas.

  1. ¿De mis gastos normales, cuánto puedo ahorrar para pagar un crédito?
  2. ¿Soy constante en mis ahorros?
  3. ¿Tengo algún otro crédito que esté pagando?
  4. ¿No he fallado en mis pagos?

También tenemos que saber cuando debemos adquirir un crédito hipotecario, esto debe ser cuando un crédito no debe convertirse en una gran carga que nos impida solventar los gastos más necesarios, por ello, los pagos que debemos hacer de un crédito no deberían de representar más de un porcentaje que definamos (tal vez 25% o 30%), entonces debemos tomar en cuenta que al contratar el crédito, significa comprometerse a pagar esa cantidad durante muchos años. Por lo tanto, el crédito lo debemos tomar solo: Cuando no tenemos el dinero suficiente para comprar la casa. Cuando no representa una carga pesada de nuestro sueldo.

Puntos Importantes a tener en cuenta ante la solicitud de un Credito Hipotecario

Verificar y comparar entre otras entidades financieras el costo por comisión y otorgamiento del crédito. Esta comisión algunos bancos o instituciones financieras suele ser fija y en otras es un porcentaje que se deduce del capital solicitado.

Verificar el costo del seguro de vida. Lo correcto sería que se aplique sobre el saldo de la deuda, aunque algunas entidades lo calculan siempre sobre el capital original.

Verificar el costo de cancelación anticipada. Algunas entidades no cobran gastos si se cancelan cuotas adelantadas o el total de la deuda, pero la gran mayoría exige una cantidad de cuotas mínimas, además de cobrar una comisión por dicha operación.

Verificar el gasto de apertura y mantenimiento de caja de ahorro. Algunos bancos tienen como requisito abrir una cuenta bancaria en su entidad, en la cual depositarán el monto del crédito y harán mensualmente el débito de la cuota.

Nunca firme una documentación en blanco o incompleta.

• En la documentación que firma debe figurar el monto de la prenda, la tasa de interés, la forma y lugar de pago, la cuotas, el interés por mora o incumplimiento de alguna de la partes.

Exija a la parte acreedora que en la documentación que usted firma se encuentren todos sus datos personales y de la misma en forma correcta.

• Siempre solicite una copia de lo que firma.

Guarde el comprobante de cancelación en un lugar seguro.

• Una vez cancelado el crédito debe solicitar al acreedor la cancelación de la prenda para evitar dificultades a la hora de vender el bien.

 

Tags: , , , ,

Categoría: Crédito Hipotecario, Noticias, Tasa de Interes

Deja un comentario


Logo FinancialRed